Los dos retos de Lula de la Rosa y AMLOTOPÍA ¿el país del Presidente?

Exhorta Catalina Monreal a autoridades para que no quede impune feminicidio de Elida
01/09/2020
Alumnos del Politécnico viajarán a República Checa de intercambio académico
02/09/2020

Norma Galarza

El adiós de Gema y la elección del 2021

La operación política en la SEDUZAC ¿Problema del pasado?

Los retos de Lula de la Rosa 

Que no la distraiga el 2021

AMLOTOPÍA I,II y III

 

El adiós de Gema y la elección del 2021.- La salida de Gema Mercado Sánchez de la Secretaría de Educación (SEDUZAC) en plena crisis por el Coronavirus que le cargó a cuestas a la institución el problema de educar a distancia, tiene por desgracia, una médula política. En los albores del proceso electoral 2020-2021 y con esa dependencia estatal cautiva por intereses partidistas, era insostenible mantener en el puesto a una funcionaria rebelde como lo es la Doctora Gema.  Para nadie es un secreto que los tentáculos del tricolor se infiltraron desde el sexenio pasado entre el sector magisterial haciéndolo partícipe de manera activa en los procesos electorales del 2012 cuando el Revolucionario Institucional  obtuvo la Presidencia de la República y todos los escaños en las cámaras, aliado con el Verde Ecologista. Y de ahí pal real, como dicen en mi pueblo.

La operación política en la SEDUZAC ¿problema del pasado?.- En la elección intermedia de 2016, el tricolor, aliado con Nueva Alianza -el partido de las maestras y maestros- obtuvo en Zacatecas un jugoso triunfo.  Refrendó entonces su posición en el Ejecutivo, ganó 14 diputaciones locales, los cuatro escaños de la Cámara Baja y por último esa fructífera elección sumó para el partido que actualmente gobierna al estado  y sus aliados, 21 alcaldías. Con todo ese antecedente y el recuerdo de la hábil estrategia de operación desde el ente encargado de la educación pública, era inminente la salida de Mercado Sánchez, una mujer que trascenderá en la historia pública de Zacatecas por demostrar integridad y el coraje de no achicarse ante nadie.

Los retos de Lula de la Rosa.- A la joven Lula de la Rosa no le esperan retos minúsculos. En los meses que siguen, tendrá que poner empeño en sacar avante el ciclo escolar 2020-2021 complicado de antemano por la obligación de las clases a distancia en una entidad en la que no todos los estudiantes de ese nivel tienen acceso a una computadora o a internet. Y es que de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Estadística Geografía e Historia (INEGI), alrededor de 800 mil personas tienen acceso a internet. Esa cifra equivale al 60 por ciento de la población. Sin embargo, de acuerdo a datos de la misma fuente el 58.2 por ciento de los internautas son jóvenes de entre 12 y 34 años. En ese tenor, el resto de las y los niños en edad escolar que no tienen acceso a internet deberán usar otros medios como la televisión. No obstante, el desafío de educar a distancia no es un problema menor ya que exige la coordinación entre autoridades educativas, docentes, padres de familia y alumnos, cuestión que  sin duda, no será fácil para burócrata de Tello.

Que no la distraiga el 2021.- Con ese escenario de fondo, mal haría la nueva funcionaria del gobierno estatal en distraerse en politiquerías. Se sabe que la nueva Secretaria de Educación es una mujer preparada, inteligente y muy responsable pero también sobre su espalda  pesa la presión de ser el puente entre la institución que ahora representa y el partido que la promovió en la elección pasada como Diputada local.  Por lo pronto, esperemos Lula no deje a Dios por el Diablo  y se aplique seriamente en sacar adelante el evidentemente complicado ciclo escolar. De lo contrario podría resultar que por hacerle el caldo gordo al tricolor quede mal en el encargo formativo de las y los jóvenes zacatecanos. Por lo pronto, hay que desearle suerte a la joven mujer que tendrá que atender las necesidades educativas de los casi 500 mil niñas y niños en nivel educativo básico  ¿No cree?

AMLOTOPÍA I.- El día de ayer Andrés Manuel López Obrador presentó su segundo informe de gobierno.  Basado en sus propios datos por supuesto, el Presidente habló de que su gobierno ha cumplido más del 90 por ciento de las promesas que hizo a los mexicanos al tomar las riendas del Ejecutivo Federal en 2018. Para él, el barco de la administración de nuestro país, va viento en popa.  En el delicado tema de la inseguridad según sus cuentas alegres, han disminuido en 30 por ciento los homicidios dolosos, el feminicidio y el secuestro. Además, el Peje se siente orgulloso de su desempeño en Ecología ya que dice,  desde su gestión se encabeza el proyecto más ambicioso en esa materia de todos los tiempos con la plantación de mil millones de árboles frutales y maderables. De la cancelación de proyectos de impulso a energías limpias, no dijo nada. Antes, optimista, señaló que todo va bien en el país que habita nuestro cabecita de cebolla. Empero, para los ciudadanos de a pie, México dista mucho de ser un país de éxito, el desempleo merma el poder adquisitivo de la población, aún con los millones de pesos del erario que se reparten entre los sectores vulnerables. La trama de la inseguridad  sigue siendo un compromiso histórico incumplido. Al respecto, en materia de homicidios dolosos se han cometido en lo que va del sexenio 60 mil 240, el doble de los acaecidos en los primeros años de Enrique Peña Nieto según cifras del Informe de Seguridad del Comisionado Nacional de Seguridad del Gobierno de la República.

AMLOTOPÍA II.- En cuestión de gasto, si bien es cierto que no se ha recurrido al aumento de impuestos, ni al endeudamiento (solo se ha solicitado 1 mil millones de pesos en lo que va del sexenio), los fondos y fideicomisos con los que contaba el país como bases de ahorro, han sido utilizados de manera discrecional en aras de posponer la catástrofe, que sin duda, llegará. Pero bueno, no nos pongamos negativos, también hay cosas que aplaudirle al gobierno de la Esperanza de México. Una variable positiva es que por primera vez en la historia cabe la posibilidad de enjuiciamiento a ex presidentes sospechosos de mancillar los recursos económicos de la nación.  Aclaro que no hay que lanzar los hurras todavía  ya que tal parece que el Presidente sigue demostrando cierta tibieza cuando de aplicar en los poderosos la máxima de “Nadie por encima de la ley” ya que  prefiere  lavarse las manos como Poncio Pilatos achacando al pueblo bueno y sabio esa responsabilidad. Sin duda López Obrador es un  político con muy marcadas ambigüedades.

AMLOTOPÍA III.- Yo por mi parte no creo en santos que mean y pienso que no hay motivos para echar campanas a vuelo en lo que respecta a su desempeño a la cabeza del país. Recordemos que en estos primeros dos años del esperado gobierno de izquierda las cosas van cuesta arriba y no todo se debe a la pandemia de coronavirus, ya arrastrábamos problemas financieros.   Tampoco es tiempo de cuentas alegres cuando evidentemente no se ha logrado superar las dificultades que enfrentan los sistemas de salud públicos derivados por el Covid-19. Claro, hay que reconocer que en ese rubro y pese a que ha sido a gritos y gorrazos el gobierno aún se mantiene a flote y sigue habiendo espacio en hospitales públicos para los contagiados. En fin,  la administración pública en su conjunto avanza tambaleante,  ya veremos si AMLO tiene la capacidad de enderezar un barco en el que estoicamente se resiste a buscar el salvavidas y ensimismado insiste en negar las complicaciones. Apenas son los primeros dos años, en los siguientes de su mandato se espera que el capital se eche al mar  o de plano se mude definitivamente al universo alterno y utópico del México próspero en el que según él se gesta la 4T. Al tiempo