Los berenjenales en la LXIV legislatura

En Zacatecas hay 10 mil 387 casos activos de Coronavirus
18/01/2022
Llega a comunidades de Fresnillo la Caravana de Cuentacuentos
19/01/2022

Norma Galarza

  • Golpe a las ínfulas autoritarias de Imelda Mauricio

  • No supo o nadie le avisó

  • Se llevó entre los pies a Luna Quintero

  • Ni Luna Quintero ni Puente Ruvalcaba 

  • ¿Y la Estafa Legislativa? 

Golpe a las ínfulas autoritarias de Imelda Mauricio.-  Por obedecer la indicación de Vero Díaz, la gobernadora adjunta –título que le debe al diputado José Juan Mendoza-, la legisladora Imelda Mauricio, entró por su propio pie, en un berenjenal. El origen de que hoy la ex alcaldesa de Villa González Ortega se encuentre en peligro de pisar el penal de Cieneguillas, se debe a que según la iniciativa de punto acuerdo signado por nueve integrantes de la LXIV legislatura y presentada ayer, incurrió en excesos en el ejercicio de funciones.  Recordemos que a inicio del año, Mauricio Esparza a ley de sus guindas calzones y porque alguien le dijo que el puesto de Presidenta de la CRIYCP, equivalía a una reina del Poder Legislativo, removió al Director de Administración y Finanzas de la Legislatura, Álvaro Puente Ruvalcaba.  A la diputada de Morena, al parecer nadie le avisó que para mover a un funcionario de  ese poder, no era suficiente mandarle un oficio y darle la orden de que recogiera sus chivas y desocupara el escritorio.

No supo o nadie le avisó.- Nadie le avisó, que según el reglamento de ese poder, para separar del cargo a un director, el artículo 156 dispone que corresponde al pleno a través de la votación de la mitad más 1 del pleno. Tampoco no hubo un alma caritativa que le explicara que a pesar que no se ha publicado en el DOF, la reforma presentada el día 22 de diciembre referente a que, para ese movimiento se requiere la votación de las dos terceras partes de legisladores en el pleno, al tratarse de una normatividad interna de ese poder, no es necesario que esté publicado. Por no saber, o peor aún, quererse pasar de viva, colocó en peligro a su recomendada Ana Bertha Luna Quintero, quien dicho sea de paso, al parecer usurpa hoy el puesto porque la Súper Hambreada, digo Delegada, quería controlar también los recursos del legislativo.

Se llevó entre los pies a Luna Quintero.- En ese tenor, según el punto de acuerdo signado por Enrique Laviada, Karla Valdés, Xerardo Ramírez, José Guadalupe Correa,  Jehú Salas, Gabriela Basurto, Ana Luisa del Muro,  José Juan Mendoza y  Marta Elena Rodríguez Jaramillo; Luna Quintero comete delito al ejercer funciones sin ser servidora pública.  Por ese delito, según el artículo 228 podría ser sancionada con 3 meses a 3 años de prisión.  Por lo pronto el punto de acuerdo fue turnado a la Comisión de Estudios Legislativos ya que no se obtuvieron los 8 votos de 11 de los que integran la Comisión Permanente. Empero, Luna Quintero a esta hora ya debió recoger sus fotos familiares y regresarse a la cloaca de donde la sacaron con el firme propósito de  cumplir designios de quien en realidad pretende mover los hilos de los 3 poderes del estado.

Ni Luna Quintero ni Puente Ruvalcaba.- Es claro que en política no hay buenos ni malos, solo quienes responden a intereses propios o de grupo. En ese sentido, tiene el mismo tufo negativo la imposición de la exfuncionaria de Alejandro Tello Ana Bertha Luna, que la conservación en el puesto a Álvaro Puente Ruvalcaba. Que no se nos olvide que el Director legal de Administración y Finanzas levantó la pata de la metafórica vaca llamada Estafa Legislativa.  Él, al igual que al menos 29 de los 30 diputados de la legislatura pasada, es responsable de que el dinero que los zacatecanos destinamos a ese Poder, quedara en unas cuantas manos a través de empresas fantasma y las mil maneras de cochupo que se refinan cada trienio en el Legislativo. Por tanto, en el pleno debe surgir una propuesta novedosa que no tenga que ver ni con una ni con la otra de las dos partes que por intereses ocultos quieren la dirección que maneja los ingresos. ¿Será mucho pedir?

¿Y la Estafa Legislativa?.- A propósito qué rápido se les olvidó la llamada Estafa Legislativa  incluso a morenistas que fingen traer tatuada en el pecho la lucha contra la corrupción. Es obvio que el gritón de lotería Ernesto González Romo tenía  el único objetivo de justificar la reducción presupuestal del Poder Legislativo, sin los aullidos en el cielo, que se hubieran dado en otra circunstancia. Lo que da comezón, es que si bien se logró el objetivo, el recurso rescatado caerá en peores manos en el Ejecutivo.  Y es que, pese a que la nueva gobernanza jure con la mano izquierda que la corrupción se acabó, es sabido que con la mano derecha prodigan bendiciones a favor de corruptos y estafadores. ¿Verdad Gabriela Pinedo, Héctor Menchaca, Susana Rodríguez y Jesús Padilla?

En fin, hasta el viernes.