En riesgo poder adquisitivo del salario mínimo

Remix político
12/10/2016
Lupita Medina con el camino pavimentado a la alcaldía
14/10/2016
  • Depreciación del peso México ha elevado riesgos para inflación: Banxico
  • Adelantada la navidad con créditos de nómina
  • Opacidad en las pensiones

Flavio Vidales/La Cueva del Lobo

 

La posibilidad de que la depreciación del peso mexicano se traslade a precios ha crecido en las últimas semanas y existe el potencial de presiones adicionales en el valor de la moneda.

La inflación “golpea” a los salarios.

Zenyazen Flores, reporta al Financiero que el salario contractual que reciben los trabajadores sindicalizados resintió el repunte inflacionario de septiembre, lo que ocasionó que su poder adquisitivo creciera a un menor ritmo.

El reporte de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) indica que el salario contractual subió 1.1 por ciento en términos reales en septiembre en la jurisdicción federal, el segundo incremento más bajo en 17 meses sólo después del mes de agosto, cuando reportó un aumento real de 0.9 por ciento.

El avance del salario contractual del mes patrio se vincula a una inflación que fue superior a lo esperado y que representó el mayor incremento desde abril de 2015.

En términos nominales, el salario contractual repuntó 4.1 por ciento en septiembre, igual que en igual mes de 2015.

Al descontar la inflación de septiembre de 2016 (que se ubicó en 2.97 por ciento anual) al aumento nominal del salario (4.1 por ciento), resulta el incremento real del salario de 1.1 por ciento.

El Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) indicó que existe el riesgo de que al cierre de este año se revierta la tendencia de recuperación del poder adquisitivo del salario mínimo que se registró durante todo 2015, debido a que el dólar podría impactar al alza los precios de los productos y en consecuencia el dato de inflación general.

Por su parte, la Confederación de Trabajadores de México consideró que los aumentos salariales están “muy restringidos” por el entorno económico, ya que hay sindicatos que se ven en la necesidad de aceptar incrementos salariales por debajo de cuatro por ciento para preservar la estabilidad en el empleo.

Los datos de la STPS indican que en septiembre se realizaron 463 revisiones contractuales, por lo que en los nueve meses que van de 2016 sumaron un total de 6 mil 526 revisiones.

En tanto, 99 mil 327 trabajadores fueron beneficiados por el aumento al salario contractual en el mes, de tal forma que en lo que va del año se ha beneficiado a un millón 527 mil 522 trabajadores.

Dainzú Patiño,  agrega elementos preocupantes en el Financiero

Michoacán y Guerrero son dos, de entre ocho estados evaluados, de las entidades con menor información disponible en cuanto a la contabilidad y manejo de sus pensiones, refirió un análisis de la Fundación de Estudios Financieros (Fundef).

En el Estado de Michoacán no se pudo identificar al organismo encargado de administrar el régimen estatal de pensiones y jubilaciones. Se revisó la información de la cuenta pública consolidada a nivel Estado. En el estado de actividades por el ejercicio 2015 se presenta un gasto por concepto de pensiones y publicaciones por 463 millones de pesos, agregó Fundef.

En tanto, en el estado financiero de Guerrero no se presenta un pasivo por el concepto de pensiones. Además de que en el gasto por concepto de servicios personales no se desglosa cuánto del gasto es para los trabajadores en activo y cuánto se eroga para los exempleados. Cabe señalar que existe un padrón público de jubilados pero no hay más datos sobre las condiciones de las pensiones.

La Ciudad de México y Zacatecas fueron otros de los estados considerados poco transparentes en cuanto a la información financiera relacionada con sus pensiones. Los otros cuatro estados evaluados, Jalisco, Guanajuato, Chiapas y Puebla, se consideraron dentro de la categoría Más Transparentes, donde el primero tiene el estudio actuarial en su página de Internet. El diagnóstico. Fundef recomienda identificar todos los sistemas de pensiones federales y estatales que no se han reformado.

Recorte al gasto podría perjudicar créditos de nómina: S&P

 

Jassiel Valdelamar,  añade los créditos de nómina

Si bien en México los créditos de nómina se han convertido en la opción de otorgamiento de crédito más atractiva para los bancos, los recortes al presupuesto del gobierno como parte de los planes de austeridad fiscal podrían incrementar la tasa de desempleo en el sector público, lo que podría incrementar la presión sobre los indicadores de calidad de activos.

De acuerdo con el informe “Créditos de nómina son cada vez más importantes para los bancos en América Latina” elaborado por Standard and Poor’s, los riesgos adicionales derivados del recorte al gasto, como la retención de los pagos de los empleados por parte de las instituciones públicas, podría potencialmente aumentar la cartera vencida de los bancos.

No obstante, la calificadora señala que los créditos de nómina están ganando impulso en el país, dada la certeza de pago vía transferencias directas a la institución financiera, o la cobranza se realiza a través de socios o distribuidores en el caso de instituciones financieras no bancarias o acreedores no tradicionales.

“A medida que los bancos destinen un mayor esfuerzo a los créditos de nómina como un medio para conseguir un mayor volumen de negocio entre los consumidores, seguirán enfocándose en promover este tipo de financiamiento particularmente entre los empleados públicos, pues estos representan un menor riesgo de impago dadas las históricamente más bajas tasas de rotación entre estos empleados”, indicó.

De hecho, Standard and Poor’s espera que la cartera vencida relacionada con los créditos de nómina de los bancos comerciales se ubique en torno a 3.5 por ciento en los próximos dos años.

Las perspectivas para este tipo de créditos son positivos, pues ante la actual desaceleración del crecimiento del PIB per cápita de México en comparación con otras economías emergentes, el crédito de nómina seguirá cubriendo las necesidades de corto plazo de los deudores y brindará los fondos necesarios para mantener su nivel de gasto.

Además se espera que el desempleo disminuya, lo que podría seguir impulsando el crecimiento de dos dígitos del otorgamiento de crédito de nómina, que a junio de este año el incremento fue de 20 por ciento en comparación con 2015.

Por lo pronto el Buen Fin va por el de por sí ya raquítico poder adquisitivo y generar deudas que encadenan a los trabajadores para los próximos 12 meses.