El trato de Meade para los zacatecanos

Meade, una visita infausta
04/01/2018
Mil 100 familias reunidas por GODEZAC en 2017 con el programa Corazón de Plata
04/01/2018

“La indiferencia del mexicano ante la muerte, se nutre de su indiferencia ante la vida”

Octavio Paz.

Por Pedro Jasso Carrillo

 

En la reciente visita que realizó a Zacatecas el candidato presidencial del PRI, José Antonio Meade Kuribreña demostró un trato indigno a los zacatecanos, ya que se mostró intolerante, indiferente y apático.

Es importante resaltar que el Estado de Zacatecas, electoralmente hablando representa una pequeñísima parte del electorado nacional, no muy importante para los candidatos que buscan la presidencia de la república, ya que representa pocos votos en comparación con las demás demarcaciones, pero que mediáticamente ayuda por la influencia que tienen con los migrantes y los familiares que se tienen en los Estados vecinos.

En este sentido, el candidato del PRI a la presidencia de México, viene por puro protocolo, por cubrir el territorio nacional, en otra palabras, no le interesa, ni le toma seriedad el tema de Zacatecas y en su reciente visita lo pudimos comprobar.

En el evento llevado a cabo en el centro platero en el municipio de Guadalupe, al llegar a dicho recinto, no le dió oportunidad a los medios de comunicación de cuestionarle temas como los gasolinazos, las reformas estructurales y el alza de los impuestos que él instauró como Secretario de Hacienda y Crédito Público, simplemente no les hizo caso. Sólo les dio tres minutos desde su vehículo para enfrentarlos de manera frontal, sin dar respuesta a los cuestionamientos de los periodistas zacatecanos.

Ya en el evento, en el salón principal, a los ciudadanos de a pie, los separó de los funcionarios y prominentes políticos priistas para que no se revolviera la crema y nata con la prole, distinguiendo a los sectores de la sociedad, como es costumbre en los gobierno priistas donde impera la desigualdad y la pobreza.

El discurso del candidato, fue más bien, tiros certeros a Andrés Manuel López Obrador, dejando las propuestas a lado, por lo que, estuvo fuera de contexto y ajeno a la problemática de Zacatecas.

En el tema de seguridad, ofendió duramente a todos los zacatecanos al manifestar que él se siente seguro en el Estado, que viaja por todo México sin ningún problema, cabe señalar que lo cuidaban muchas personas tipo guaruras con vestimenta de civil, el miedo no anda en burro.

Por eso, decimos que Meade trato indignamente a los zacatecanos, por su indiferencia a los problemas que enfrenta el Estado, que se traduce en que los individuos tienen un fuerte y marcado carácter autodefensivo, que encuentran en él la lleve perfecta para evitar ser menospreciados, ignorados, heridos o puestos en tela de juicio, como les pasó con Meade en Zacatecas.

Urge sacar al PRI de los Pinos, Urge…

Pedro Jasso Carrillo.