¿El monrealazo 2024?

Alertan por aumento de enfermedades diarreicas en esta temporada
15/05/2022
Promueve Humberto Salazar independencia financiera de las jerezanas
16/05/2022

Norma Galarza

‘Cuando alguien elige una carrera política, opta por hacer del público su juez, en la ingenua y manifiesta confianza de que logrará su favor’ 

La insoportable levedad del ser, Milan Kundera

 

  • En construcción

  • La división: herencia maldita del PRD

  • Planes B, C, D

  • Catalina Monreal y Rosa mexicano

  • Espaldarazo de Fabiola Gilda Torres a “Caty”

En construcción.- La aspiración presidencial de Ricardo Monreal, corre contra reloj.  Si bien no es una de las “corcholatas” de Andrés Manuel López Obrador, al interior de Morena ha construido lealtades que lo ven como una opción viable para el 2024. A su alicaído ánimo, producto de decenas de reveses por parte del líder moral del guinda, se le inyectó un poco de dopamina el día de ayer en la ciudad de Cancún. En evento de campaña, Mara Lezama Espinosa – la favorita, según las encuestas, para ganar la gubernatura del Estado de Quintana Roo-, le levantó la mano, mientras los asistentes coreaban al unísono la frase: Monreal Presidente.  El municipio de Benito Juárez escenificó lo que para el Senador fue un aliciente a su ya conocido proyecto.  No obstante, es seguro que está consciente de que sin la venia de AMLO, su carrera rumbo a Palacio Nacional es cuesta arriba.  De ahí que forje a nivel nacional una estructura de aliados, para fortalecer su figura con el Movimiento de Regeneración Nacional o a pesar de él. En la elección que se aproxima, se asume que frente a una oposición dividida y desintegrada, una opción atractiva será la surja de las entrañas del mismo partido.

La división: La herencia maldita del PRD.- Y es que, sin la figura de AMLO a Morena le espera un destino similar al del PRD. No por nada, de los retazos del perredismo heredó su tendencia a la fragmentación. No hay que dejar de lado que el instituto político que fundaron entre otros, el de Plateros  y el de Macuspana, es hijo del sol azteca.  Se integró por fugitivos del partido amarillo, priistas renegados y hasta panistas trasnochados y por ello, la existencia de hordas a su interior, ya se ha hecho presente. Esa tendencia será más visible en 2024. Un caso emblemático de la división fue Zacatecas, que se consolidó como el caldo de cultivo y reflejo de las fuerzas en pugna en su interior. El agarrón entre leales a Verónica Díaz, Ricardistas y otras fuerzas en decadencia, ya fue síntoma en el proceso electoral pasado a la hora de asignar las candidaturas. El desprendimiento de la militancia que predica el no mentir, no robar y no traicionar, se hizo presente en la campaña que llevó a la gubernatura a David Monreal y hay todos los signos de que provocará estragos en 2024.

Planes B, C, D.- Ricardo Monreal adelanta la  fractura que se vaticina en el Movimiento. De ahí que construya planes alternos para lograr su meta presidencial en caso de que la relación dañada que tiene con AMLO termine de romperse.  Una de sus opciones es revivir a nivel nacional al partido de Fuerza Por México. Aunque a nivel nacional el instituto político que fundó el líder sindical Pedro Haces enfrenta hoy un escándalo al ser investigado por el INE por transacciones dudosas por más 92 millones de pesos, en Zacatecas, es un hecho que jugará en el próximo proceso electoral. “Caty” Monreal, la primogénita del legislador federal, fragua tácticas por medio de la naciente asociación Rosa mexicano, que además de lograr conjugar esfuerzos en otras latitudes, el fin de semana logró reunir a decenas de mujeres en la capital de nuestro estado.

Catalina Monreal y Rosa mexicano.- En la construcción de una estructura que arrope al ocupante de la curul en San Lázaro, Catalina Monreal, es una pieza importante. Con dicha asociación, el monrealismo intenta generar un vínculo con un sector al que López Obrador ha despreciado en reiteradas ocasiones: el femenino.  El trabajo que se realiza a nivel nacional para empoderar a las mujeres y las niñas, da pininos. Indubitablemente, al interior del clan que se gestó en Puebla del Palmar,  ya se dieron cuenta de la trascendencia de las féminas en los procesos electorales.  Son ellas las que mayor participación tienen en los procesos electorales. Por ejemplo,  el Estudio muestral sobre la participación ciudadana en las elecciones federales de 2018, que realizó ese año el INE, arrojó que en el 62.3 por ciento total de la votación, las mujeres superaron con 8 puntos la participación de los hombres. En resumen apuntar a ese sector no es para nada descabellado.  Sumando a mujeres de distintos sectores de la sociedad a través del empoderamiento se cimienta una carrera presidencial, diseñada para que la inclusión activa de mujeres, marque la diferencia ¿Podrán?

De Salida

Espaldarazo de Fabiola Gilda Torres a “Caty”.- Que Fabiola Gilda Torres, acudiera al evento del sábado pasado que organizó Catalina Monreal, es una señal de deslinde. La delegada del IZAI, quiere  marcar distancia con la Comisionada del INAI, Norma Julieta del Río. No es para menos, las ansias protagónicas de Del Río Venegas, le dejaron claro a titular del IZAI, que su amiga es capaz de pasar por encima de quien sea (literalmente), en sus intentos de figurar.  Frente a esas actitudes violentas, Torres Rodríguez prefirió usar el guante blanco al refrendarle a la hija de su amigo el respaldo en el arranque de la asociación Rosa Mexicano. Seguramente, la excontralora de Amalia García, tiene claro que la elección 2024 ya empezó, y la desbandada de su “equipo” apenas comienza.

En la foto:  de izquierda a derecha: Fabiola Gilda Torres Rodríguez, Catalina Monreal y Nidia Torres